No des consejos a la gente! Aconsejamos pura palabrería sin sentido cuando no nos lo piden. Y cuando nos lo piden, solemos confundir en lugar de ayudar.

Presta atención a la siguiente escena*:

Imagina que tienes problemas en la vista y decides visitar un oculista. El doctor después de escuchar brevemente tu queja, se saca las gafas y te las entrega.

-Póngase estas- te dice-. Yo he usado este par de gafas durante diez años y realmente me han sido muy útiles. Tengo otro par en casa; quédese usted con éste.

Te pones las gafas pero tu problema se agrava.

-¡Esto es terrible!- exclamas- ¡No veo nada!

-¿Por qué no le sirve? A mí me han dado un resultado excelente. Ponga algo más de empeño.

-Lo pongo. Pero lo veo todo borroso.

-Bueno¿Qué pasa con usted? Piense positivamente.

-Positivamente no veo nada.

-¡Vaya ingratitud! - le increpa el oculista-. Después de todo, lo único que pretendía era ayudarle!

¿Volverías donde ese oculista la próxima vez que necesites ayuda? Seguro que no. No se puede confiar en alguien que no diagnostica antes de prescribir.

¿Con cuanta frecuencia diagnosticamos antes de prescribir? Utilicé esa escena para ejemplificar algo que ocurre muy frecuente en la comunicación de la vida real.

Así como ese oculista hay muchas personas prescribiendo y aconsejando.

no dar consejos malos

 

RESULTA QUE HOY EN DIA TODOS SOMOS PSICOLOGOS!!

Somos grandes sabios

Somos graaaaandes consejeros.

Damos un sermón de dos horas a una persona y nos sentimos súper orgullosos por haber dicho las palabras más motivantes y consejos del porqué debería o no debería nuestro aconsejado hacer cierta cosa basada en nuestra propia experiencia u opinión.

Mientras te jactas de decir las palabras más sabiondas y positivas, por el otro lado, la persona a la que aconsejaste se siente más perdida que la m!erd@ porque le llenaste de cosas que no tenía en consideracióny probablemente no tienen nada que ver con su problema.

EN SERIO.

Pareciera que no… pero muchas veces es así. Simplemente no te lo dicen para no hacerte sentir mal por haber lanzado tu mejor repertorio de consejos y los más cursis mensajes positivos de superación personal.

Aconsejamos pura palabrería sin sentido cuando no nos lo piden. Y cuando nos lo piden, igual vomitamos una verborrea que confunde en lugar de ayudar.

En ambos casos, una de las cosas más importantes que puedes empezar a hacer… o mejor dicho DEJAR DE HACER, por tu bien y por el de los demás, es dar consejos sin que te lo pidan. Exactamente. Incluso cuando te lo pidan… ¡¡NO DES CONSEJOS!! Deja de hacerte al sabiondo, deja de ser el psicólogo de todo el mundo, deja de tratar de controlar, amoldar, o “guiar por el buen camino” a las personas cuando ves que están haciendo algo “mal” que no te parece correcto y que podrían hacerlo mejor o no hacerlo.

EN SERIO. El mundo no necesita de tus aires sabiondos.

¿Quieres saber Por qué?

Estas son las razones por las que deberías dejar de arruinarles la vida a las personas por darles tus consejos con o sin que te lo pidan.

Y sí, irónicamente son una serie de consejos sobre por qué no dar consejos.

RAZÓN #1: DAS CONSEJOS PREFABRICADOS...

…O pregrabados y los reproduces en el momento que los necesitas con todas las personas. No haces el mínimo esfuerzo de escuchar el caso de la persona con sus deseos reales, detalles y circunstancias particulares y ya estás irrumpiendo lanzando palabras cursis, clichés desgastados, inútiles o poco relevantes al caso como: “Sí se puede” “Dale tiempo” “Piensa positivo” “Cree en ti” “Yo también pasé por eso…” “Pon más empeño” bla bla bla!

no des consejos

 

No es que esas frases no sean válidas (creer en uno mismo es fundamental para todo) sino que en realidad esas palabras no solucionan el problema de la persona en ese momento dado. La persona puede tener otras cosas en la cabeza y puede que pensar positivo no sea suficiente o relevante para su caso. Necesita analizar detalladamente su problema, tomar decisiones y seguramente también tomar acción para poder resolverlo.

Entonces si vas a dar consejos de ese tipo, mejor ahórrate la saliva, cierra la boca y abre más los oídos.   

RAZÓN #2: HABLAS DESDE EL YO YO YO.

Cuando dices cosas como “Yo también era así…” “Yo pasé por eso y sé lo que se siente…” “Lo que yo hice en esa situación…” está bien a un inicio porque le ayudas a la persona a que no se sienta tan incomprendida y que no piense que solamente él o ella está pasando por esa situación j0dida. Pero si continúas hablando por 2, 3, minutos 6, 15 (cuando caraj0s se va a callar), 30, 45 minutos, y sigues hablando desde lo que te pasó, lo que hiciste, lo que sentiste y puro YOYOYOYOYOYOYO entonces ya la c@gaste.

Al final de cuentas a la persona a la que estás queriendo aconsejar le importa tres caraj0s que hayas pasado la misma situación. Él o ella solo quiere hacer lo que siente que debe hacer, el/ella quiere una solución para sus problemas  y ya le impacienta que solo hables de ti y de lo qué hiciste en una situación o cómo solucionaste tus problemas.

Pero la cosa empeora seriamente si aparte de hablar de vos, le cuentas lo que hiciste y le dices que haga lo mismo que vos. “A mí me funcionó hacer esto…” Ese es un total despropósito. No eres quien para decirle a otra persona que haga lo mismo que vos. A vos puede que te haya funcionado, en tus circunstancias, pero a la otra persona con diferente o similar deseo/problema pero con otros factores y circunstancias no es una buena idea decirle qué hacer.

Solamente si la persona a quiere emularte en tus acciones está bien. Pero esa es una decisión suya.

Así que si vas a dar consejos de este tipo hablando solo de vos y diciendo que haga lo mismo que vos…mejor hazte a un lado. 

mucho consejos no des

 

RAZÓN #3: LE PASAS TUS PROPIOS MIEDOS Y LÍMITES A LA OTRA PERSONA

Aconsejar debería ser un acto de motivar, iluminar, y hacer ver las capacidades que tiene la otra persona para emprender algo o tener una panorama más claro sobre su problemática. Sin embargo, en la vida real vemos que una mayoría de los graaaandes consejeros de los que hablamos hacen todo lo contrario.

“no hagas eso” “mejor no” “no parece ser una buena idea…” “no es posible” “es peligroso” “es riesgoso” “En nuestro país no se puede…” “adáptate a la realidad…” “Y si te va mal…” “No estás listo…”

Si en tus consejos dices mierd@s como estas, eres el peor consejer@ del mundo y jamás te pediría un consejo!

Al aconsejar cosas así lo único que estás haciendo es proyectar en la otra persona tus propios miedos y límites que inicialmente él o ella no los tiene, pero sí los puede llegar a tener si eres muy enfático(a) en tus consejos negativos.

Cuidado con dar consejos basados en prejuicios o miedos tuyos porque en lugar de estar ayudando sin saberlo vas a estar manipulando o amoldando a la persona a lo que a vos te parece correcto o seguro y no a ella. Y lo peor de todo estás transmitiendo miedo en lugar de transmitir valentía y seguridad. Nadie quiere eso.

* * *

Pienso que si la persona quiere emprender algo… que lo haga. Y si le sale mal ese fracaso será una 10000 veces mejor y más efectiva lección que un consejo de m!3rda negativo que le des tratando de impedir su fracaso.

Asimismo en la experiencia la persona se hará consciente de sus errores cometidos y de sus propias limitaciones  (¡OJO! propias no ajenas) y de ahí tomará una decisión de prepararse mejor para el siguiente intento y no volver a cometer los mismos errores.

Si es cierto. Aconsejar a veces puede ser también “hacer recapacitar” o “hacer ver la realidad”. Pero aun así mi realidad puede ser distinta a la tuya. Y la realidad de la persona a la que intentas aconsejar también es totalmente a nuestra realidad. Al aconsejar, hay el riesgo de que estés manipulando e imponiendo tu visión de las cosas, lo que te funciona, y lo que es más cómodo para vos, lo que es verdad para vos y puede no serlo para la otra persona. Por lo tanto no tenemos ningún derecho de imponer nuestra realidad o visión de mundo a la otra persona. Que cada quien sea creadora de su propia realidad.

"Quienes dicen que algo es imposible de hacer no deben interrumpir a quienes están haciéndolo"

RAZÓN #4: ACONSEJAS COSAS QUE NI VOS MISM@ CREES O HACES

 

das consejos que no haces

Gracias a los miles de blogs y redes sociales en internet, estamos expuestos a una tonelada infernal de información. Vemos y leemos cosas sobre técnicas, terapias, autoayuda, frases motivacionales…unas de buena procedencia y otras de pseudo-escritores que escriben más de lo que leen.

Aun así gracias a este acceso a información estamos muy bien informados…o hiperinformados, diría yo.

Lo curioso es que hay gente muy pero muy bien informada, su conocimiento aumenta día a día pero sus circunstancias de vida permanecen igual.

no aconsejes cosas que no practicas...

no aconsejes cosas que no practicas...

 

Y es esa misma gente que sabe mucho pero no hace nada que muchas veces dan consejos a otras personas. Aconsejan cosas que han leído por ahí, pero nunca han puesto en práctica.

No puedes pedir a las personas que hagan por sí mismas algo que no has hecho  por vos mism@.

Así que si eres de ese tipo de personas, mejor deja de aconsejar cosas repitiendo información que has leído/escuchado. Crees que sabes mucho pero en realidad eres un ignorante.

En serio.

Porque los que saben muchas cosas pero no las hacen son los peores ignorantes.

das consejos de cosas que no haces

 

RAZÓN #5: CREES QUE TODO MUNDO ES ESTÚPIDO

Crees que todo mundo es estúpido y que tienes que estar salvando  a todos de su estupidez. 

Crees que todos necesitan de vos.

Cuidado con eso de creerse “el salvador” de todos… generalmente las personas que se afanan mucho en querer ayudar a otras, en el fondo, quieren distraerse haciendo eso para no hacerse cargo de sus propias vidas que merecen urgentemente más atención. OJO que uno debe salvarse a sí mismo antes de que pueda salvar a otros.

Además por más que le llenes de consejos no puedes ayudar a alguien que no quiere ser ayudado o no puede ver eso que vos ves. Por más que te esfuerces demasiado en querer ayudarla no vas a lograr nada si es que no nace de ella querer salir de su situación.

Hay que dejar ser. Que experimenten lo que tengan que experimentar y aprendan de eso. Todos pueden sobrevivir la vida y aprender lecciones sin necesidad de que esté alguien ahí intentando salvarla.

Las personas no necesitan de vos.

No hay que esforzarse demasiado en querer ayudar a los demás. Ayudate a vos mism@! Escucha los consejos que das...son consejos para vos mism@!

En la educación tradicional, los padres suelen tener esta mentalidad. Se vuelven demasiado controladores con sus hijos porque creen que son tontos, ignorantes y subestiman su inteligencia. Incluso hay padres que dicen que sus hijos son una mierda "La generación de hoy está perdida"...pero eso no es cierto. Si los hijos son una mierda es porque los padres mismos son una mierda. PIENSALO! Tal palo tal astilla. End of story.

 

¿Por qué insistes en dar consejo a alguien que no te lo ha pedido?

¿Por qué?

-Tratando de ayudar, afirma Alejandro Jodorowsky, podemos hacer daño al obligar a otro a recibir algo que no nos pidió. Además cuando insistimos en dar un consejo a alguien que no nos lo ha pedido, en realidad nos lo estamos dando a nosotros mismos.

¿Qué puede haber de negativo en querer ayudar a los otros?

-Algunas personas, por pereza o por miedo a enfrentar sus propios fantasmas y hábitos negativos, antes de ayudarse a ellos mismos quieren ayudar a los otros. ¿Qué ayuda pueden dar con una mente contaminada?

¿Existe alguna ayuda realmente valiosa?

-Sí. Consiste en ayudar a las personas a que sean lo que pueden ser, ayudarles a crecer. Estamos hablando del desarrollo humano.

* * *

Te aconsejo (ja! ironía) EVITAR DAR CONSEJOS SIN QUE TE LO PIDAN. No debes entrometerte en las vidas de las personas, ni tratar de ayudarlas cuando no te piden ayuda.

no ayudar no dar consejos

¿Sabes?...

¿Y SI ALGUIEN ME PIDE UN CONSEJO?

Cuando te lo piden, en algunos casos SÍ PUEDES DAR CONSEJOS. Cuando eso sucede es que las personas ven que vos tienes algo que les puede ser de mucha ayuda y por eso recurren a vos. Ven que has superado una situación que ellos quieren superar. O quieren llegar a donde vos has llegado.

DAR CONSEJOS EN ALGUNAS SITUACIONES PUEDEN CAMBIAR VIDAS!

Cuando te lo pide, aconsejar es una buena oportunidad de iluminar, inspirar, dar aliento, apoyo,  aprender mutuamente.

Todos en algún momento algún momento necesitamos de eso.

Hay personas que con algunas palabras, una interesante historia de vida o un simple detalle les despiertas algo y hasta quizás les cambias la vida.

Muchas veces los consejos no son útiles y efectivos por su contenido sino por la intención.

Así que todos podemos dar consejos (bien dados) cuando nos lo piden.  Pero igual hay que saber qué, cómo y cuándo darlos…

Nuevamente… Acá yo dando consejos sobre cómo dar consejos. Pero bueno, son muy aconsejables ;)

Simplemente no debes cometer los errores anteriormente descritos en las razones 1, 2, 3, 4 y 5 sobre por qué no dar consejos.

En pocas palabras:

  • ·         No des consejos prefabricados.
  • ·         No hables solo de vos.
  • ·         No transfieras tus miedos y límites a la otra persona.
  • ·         No aconsejes cosas que no practicas,
  • ·         No andes queriendo salvar a las personas.
  • ·         NO asumas que las personas son estúpidas, y que necesitan de alguien que las salve.
  • ·         Se y deja ser.

 

El verdadero sabio calla y deja que cada quien aprenda o se supere por su cuenta.

Siempre va a ser mejor no dar consejos y dejar que cada uno haga lo suyo.

Pero si alguien te pide un consejo contándote su problema, sus diferentes opciones, dilemas y diferentes consecuencias que podrían resultar de tomar una u otra decisión... Aconséjale tomando en cuenta todo lo ya dicho.

Aunque un maestro pueda indicar dónde está la puerta, depende de cada uno entrar por esa puerta o no. Si aconsejas, señala las cosas que ve y marca el camino, pero ya depende enteramente de la persona que pide ayuda hacer el esfuerzo por solucionar sus problemas y cambiar su vida, nadie lo puede hacer por él/ella.

Casi siempre las personas que acuden pidiendo consejos, saben lo que quieren, saben la solución a sus problemas pero no se sienten seguras. Entonces en lugar de aconsejar y confundirlas con nuestras opiniones, visiones y experiencias, lo que queremos es hacerlas sentir seguras con eso que quieren. En lugar de que nosotros hablemos, será preferible callar y que la persona que solicita ayuda sea la que hable y saque de su interior sus propias soluciones a sus problemas.

Cuando alguien pide ayuda es súper importante practicar la escucha empática: cerrar la boca y abriendo más los oídos. Solo escuchando profunda y detalladamente se puede llegar a dar un buen consejo de acuerdo al caso, recomendado que se ponga las gafas adecuadas, y sin caer en los consejos prefabricados, el YO YO YO, ni en las cosas que sabes pero no haces.

Si se da el caso, aconseja. Pero no trates de manipular o guiar por el “buen” camino. (Que es bueno según vos)

Y si te piden consejo y decides no dárselo y que la persona experimente y aprenda por su cuenta. Es también válido. Eso no significa que no ayudes.

Muchas veces la mejor ayuda es la no ayuda.

Verdaderamente ayudamos a los demás sin decirles nada, sin poner condiciones, sin ataduras. Los ayudamos a sentirse seguros, a salvo, validados y afirmados en su forma de sery les otorgamos la libertad de actuar sobre la base de sus propios criterios e imperativos internos, en lugar de reaccionar a nuestras condiciones y limitaciones, tratando de imponérselas.  

En fin.

Un 99.9% de las veces siempre será preferible callar y dejar que cada quien aprenda y se supere por su cuenta.

Entre aconsejar y no aconsejar, va a ser siempre preferible no aconsejar.

Ser y dejar ser.

¿Y SI DOY UN CONSEJO SIN QUE ME LO PIDAN?

Nuevamente reitero que es preferible callar y dejar que cada quien aprende y se supere por su cuenta. No debes entrometerte en las vidas de las personas, ni tratar de ayudarlas cuando no te piden ayuda.

Se da algunas veces el caso que sientes que quieres dar un consejo  a alguien que no te lo ha pedido porque lo ves sufriendo, c@gandola muy seguido, reincidiendo en malos hábitos y/o viejos problemas, o le ves perdido sin poder solucionar sus problemas y sientes alguna pena por esa persona y crees que de alguna manera aconsejándole puedes ayudarle a cambiar su vida.

Puedes tratar de ayudar a esa persona y aconsejarle algo…

Pero ATENCION!

Tampoco vayas a desgastarte en tratar de ayudarle siempre y esforzándote para que recapacite. Porque al final no podemos cambiar a nadie. Las personas solo pueden cambiarse a sí mismas cuando realmente desean cambiar. Entonces, si después de que aconsejas, la persona puede tomar o dejar lo que le dijiste… ese ya es su problema…y seguramente más adelante verá los efectos de no cambiar (y de no haber tomado tu consejo).

Si las personas toman tus consejos, bien, sino, también muy bien.

Pero además debes, preguntarte: ¿Qué tiene esa persona que yo tengo también? El hecho de que hayas sentido alguna pena por esa persona dice mucho de algo que tienes vos mism@ en tu interior y de lo cual también sientes pena. Todas las personas son fuertes y pueden superar sus problemas por sí mismas. Quien intenta ayudar a otros por pena, sin que se lo hayan pedido es en realidad alguien muy débil, que no soporta el dolor ajeno y quiere utilizar al otro para consolarse a sí mism@.

(Leer el post: Cómo dejar de sentir pena por las personas y males del mundo)

Además aparte de aconsejar sin que te lo pidan, también analiza eso que aconsejas. Puede sorprenderte el hecho de eso que aconsejas a la persona que no te lo pidió, es un consejo que vos mismo te estás dando y necesitas urgentemente hacer.

A los clientes del servicio Psico-Coaching & Arteterapia Locura que cura, jamás les doy consejos y cuando lo hago presto atención a eso que estoy aconsejando porque me sirve a mi tambien. Así es el ejercicio de la práctica psicoterapeutica, mostrandote y ayudando a otros al mismo tiempo te ayudan (y te ayudas) a superar tus propios problemas, complejos, y flatulencias mentales.

¿Y SI LES ACONSEJO A MIS PADRES QUE NO ME ACONSEJEN NADA Y ME DEJEN SER?

Talvez los padres sean la única excepción de todo esto. Por eso no les aconsejes a tus padres que no te aconsejen nada a vos ni a tus hermanos. Es parte natural de los padres y ellos aconsejan sin saberlo y sin que se los pidas.

Hay padres sobreprotectores que aman demasiado a sus hijos y están constante y excesivamente aconsejándoles y advirtiendo de los peligros del mundo de afuera. Por más que suene feo, esto perjudica más que ayudar. Crea hijos inseguros  y que no pueden hacer cosas por sí mismos.

padres que dan consejos

 

Al igual que el sabio, un buen padre siempre amará incondicionalmente, callará y dejará que sus hijos hagan las cosas por su cuenta y aprendan de sus propias experiencias.

Pero ese es tema aparte. Para otro post.

RESUMEN (y consejos aconsejables) EN UN PAR DE LINEAS

EVITA DAR CONSEJOS SIN QUE TE LO PIDAN. No debes entrometerte en las vidas de las personas, ni tratar de ayudarlas cuando no te piden ayuda.

Al final si decides dar un consejo sin que te lo pidan o cuando te lo pidan. ¡ACONSEJA! pero no des consejos de mi3rd@ cometiendo los errores descritos.

No trates de manipular o controlar y no te esfuerces demasiado en querer ayudar.  Cada quien tiene el poder de ayudarse a sí mism@.

No des consejos prefabricados, porque puede ser algo que no sea relevante para las personas en un momento dado.

No des consejos transmitiendo tu propia subjetividad a través de ciertos miedos, prejuicios y limitaciones que vos tienes respecto de ciertas cosas que la otra persona puede que no las tenga.

Será siempre preferible callar y que la persona que solicita ayuda sea la que hable y saque de su interior sus propias soluciones a sus problemas. Puedes aconsejar pero hay que primero escuchar, entender y después aconsejar…siempre respetando lo que la otra persona quiere.

No aconsejes cosas que no practicas.

No andes queriendo salvar a las personas. NO andes sintiendo pena por ellas ni asumas que las personas son estúpidas, y que necesitan de alguien que las salve. 

Se y deja ser.

¿QUÉ TAL LOS CONSEJOS SOBRE CÓMO DAR O NO DAR CONSEJOS? ¿TE PARECEN ACONSEJABLES?

Te aconsejo que tomes mis consejos, pero te aconsejo que compartas y comentes este post, de esa manera aconsejaremos a muchos a no dar consejos de m!3rd@. Es muy aconsejable que lo hagas ;)

COMENTA TUS PROPIOS CONSEJOS Y OPINIONES DE ESTOS CONSEJOS. :p


*fragmento extraido del libro: "Los 7 Hábitos de la gente altamente efectiva" de Stephen Covey


4 Comments